China refuta alerta de viajes de EU

China refuta alerta de viajes de EU

FORD VICTORIA

BEIJING. China refutó un aviso de viajes emitido por Estados Unidos donde exhorta a los estadounidenses a “ejercer mayor precaución” cuando viajen al país asiático.

El aviso, que advierte de posibles detenciones arbitrarias, “no se sostiene”, dijo el vocero del Ministerio de Exteriores, Lu Kang, quien señaló que 2.3 millones de estadounidenses visitaron China entre enero y noviembre de 2018.

“Creo que este número dice mucho de las condiciones de seguridad en China”, dijo Lu y agregó que supera por mucho a la cantidad de chinos que visitan el país norteamericano. El funcionario indicó que “sin embargo, Estados Unidos ha utilizado recientemente varias excusas para llevar a cabo inspecciones arbitrarias y crear obstáculos para los chinos que entran a Estados Unidos”.

El vocero no mencionó incidentes específicos en que los ciudadanos chinos tuvieron dificultades al entrar a Estados Unidos. Un funcionario estadounidense le dijo en mayo que graduados chinos que estudian en campos como la robótica y la aviación en Estados Unidos tendrían visas limitadas a un año, mientras que los ciudadanos chinos que buscaban visas de trabajo para compañías en la lista del Departamento de Comercio de Estados Unidos necesitarían un permiso especial.

Un aviso actualizado del Departamento de Estado advierte que a veces China detiene arbitrariamente a ciudadanos estadounidenses o les prohíbe salir del país. El aviso indica que las “prohibiciones de salida” se imponen para obligar a los estadounidenses a facilitar investigaciones oficiales o resolver disputas comerciales. Ciudadanos estadounidenses con descendencia china pueden ser sujetos a más revisiones, agrega.

“Los ciudadanos estadounidenses pueden ser sujetos a interrogatorios prolongados y detenciones extendidas por motivos relacionados con ‘seguridad estatal’”, dice el aviso. “Personal de seguridad podrán detener y/o deportar a ciudadanos estadounidenses por enviar mensajes electrónicos privados críticos del gobierno chino”.

El aviso es muy similar a uno del año pasado, con un párrafo adicional que menciona revisiones de seguridad y aumentada presencia policial en las regiones de Xinjiang y el Tíbet.