Hierve el Agua

Hierve el Agua


San Lorenzo, Oaxaca, México.- A unos cuantos kilómetros de la capital oaxaqueña, se sitúa Hierve el Agua, un balneario natural enclavado en las alturas y rodeado por vegetación abundante, que ofrece una vista inigualable del valle.

Este sitio se conforma por una serie de cascadas petrificadas que se caracterizan por su color blanco y su inmensidad. Se formaron hace millones de años por escurrimientos de agua carbonatada, cuya corriente se origina en los manantiales que están en la cima de la barranca. A su vez, estos manantiales crean un espectáculo único: son pozas de agua templada y color turquesa que se emplean como balnearios naturales.

Tan sólo por el nombre, parecería que se trata de aguas termales. Pero no: la temperatura de estas albercas naturales es siempre fresca y nunca rebasa los 30 grados. La relación con la palabra hervir surgió por cómo brota el borbollón; por los gases que salen a la superficie en forma de burbujas, que engañan a los ojos y que hacen parecer que hay calor involucrado en el proceso.

Existe un solo lugar, además de Oaxaca, donde se puede admirar este fenómeno: en Pamukkale, al suroeste de Turquía. En este sitio las  aguas termales están dotadas de minerales que forman terrazas de espejos de agua.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

México desconocido. (25 de 10 de 2017). www.mexicodesconocido.com.mx. Recuperado el 11 de 11 de 2019, de www.mexicodesconocido.com.mx: https://www.mexicodesconocido.com.mx/hierve-el-agua-cascadas-petrificadas-en-oaxaca.html