¿Por qué no cae la Torre de Pisa?

Todo empezó en el año de 1172 con herencia de 60 monedas de oro, al morir la viuda Berta de Bernardo dejó la cantidad para comprar los materiales de dicha torre
¿Por qué no cae la Torre de Pisa?

Como dato curioso la Torre de Pisa dejó de inclinarse desde hace 1 década -su inclinación actual es de 3.9 grados aproximadamente y estiman que podrá sostenerse otros dos siglos más.


Pisa, Italia.- Al principio ese dinero era para comprar los materiales que sirvieran a la construcción de campanario en terreno detrás de la Catedral de Pisa, en Italia.

Los trabajos comenzaron el 9 de agosto de 1173, pero 5 años después y con tan solo dos plantas que construyeron, los ingenieros de aquella época detectaron grave error de cálculo, y es que los cimientos tenían poca profundidad y por la inestabilidad del terreno arcilloso, la estructura tendía a inclinarse, por lo cual detuvieron la obra 100 años.

En el año de 1272 añadieron 4 pisos más, el séptimo en el año de 1319 y finalmente, después de dos siglos, colocaron la cámara de las campanas en 1372 lo cual hizo que alcanzara la altura de 56.4 metros.

Cabe destacar que el peso de 14 mil 500 toneladas métricas hace que el edificio pudiera inclinar hasta 5.5 grados, y a pesar de varios intentos por reparar dicha falla, lo único que consiguieron fue empeorar el asunto, la estructura permaneció de pie durante más de 600 años, aun con los fuertes terremotos que ocurren en la península italiana.

 

¿Pero por qué no cae?

Gracias al análisis de George Mylonakis, especialista en ingeniería de terremotos de la Universidad de Bristol, Inglaterra con equipo de 16 ingenieros civiles. Según sus cálculos esto es por fenómeno físico estructural que conocen en ingeniería como efecto de interacción dinámica suelo-estructura (IDSE).

Al momento de temblor, el edificio y el suelo vibran al mismo tiempo, interactúan entre sí por medio de los cimientos. Bajo condiciones normales, los cimientos soportan el peso muerto del edificio, y transmiten esta carga al suelo. Durante el terremoto, los cimientos transmiten el movimiento del suelo al edificio, y a su vez las vibraciones del edificio las transmiten al suelo. Por tanto, el grado de influencia del IDSE dependerá de la rigidez del suelo, las características del edificio y el tipo de cimientos que tenga.