Piden precisar uso del impuesto de 2% a hospedaje
LOCAL | 2017-10-11 | Víctor Molina
La priísta en el Congreso del Estado lamentó que la Secretaría de Turismo a cargo de María Isabel Gómez Castro, no ha creado el Fideicomiso para administrar el impuesto del 2% sobre hospedaje y el destino de estos recursos.
En el marco de la comparecencia de la titular de esa institución, el tricolor hizo un posicionamiento en torno a lo que representa el sector turismo para la entidad y las acciones que desde esa Secretaría de realizaron en el primer año de labores.
Por conducto de la Diputada Mónica González García la bancada tricolor dejó claro que están en pro del desarrollo económico y turístico de Tamaulipas, e impulsarán acciones legislativas o presupuestales, para aquellos programas de gobierno que busquen la captación de recursos y la generación de mejores empleos, bien remunerados de este sector.
Recordó que prueba de ello fue la aprobación de la Ley de Ingresos para el año 2017, en la que se apoyó la propuesta del ejecutivo de la implementación del impuesto sobre hospedaje, con una tasa del 2% a la base gravable.
Explicó, que de ese nuevo impuesto se proyectaba recaudar un monto aproximado de 20 millones de pesos, destinad exclusivamente a la promoción turística; y administrado mediante un Fideicomiso, en el que participarían representantes de los prestadores de servicios turísticos de todas las regiones del estado.
Sin embargo, dijo, “vemos preocupación podemos decir que a más de diez meses de haber iniciado la recaudación de dicho impuesto, no se ha puesto en operación el fideicomiso”.
Además, citó “los empresarios del ramo en el estado no saben que se está haciendo con el dinero”.
Y peor aún, añade, “en su Informe Particular, no se da cuenta del destino de esos recursos, limitándose solamente a expresar que se destinarán exclusivamente a la promoción turística a través de un fideicomiso. Será muy importante aclare con precisión lo que se ha hecho”.
También se cuestionó que la agenda de la Secretaria se limite casi a Tampico y Victoria, descuidando otras regiones; la poca atención al turismo médico en la frontera al que solo se ha dedicado un millón a promoción; el bajo presupuesto de solo 18 millones para esa institución y el despido de personal calificado en ese sector.