Maite Perroni revela que fue una novia fugitiva

Maite Perroni revela que fue una novia fugitiva


México, DF. Aunque siempre ha sido muy reservada y no acostumbra compartir detalles de su vida privada, Maite Perroni reveló que a los 23 años se convirtió en una "novia fugitiva" y echó para tras sus planes de boda.

Aunque muy poco se sabe de las relaciones amorosas de la actriz, fue ella misma quien contó en entrevista con la periodista Lourdes Stephen los verdaderos motivos que la llevaron a tomar la decisión de no casarse.

“A mí el matrimonio me dio igual a partir de que a mis 23 años fui una novia fugitiva y no me quise casar. Con anillo, boda, novio y casa, y dije: ‘No me caso’, o sea que a mí ya eso se me quitó”, confesó la exRBD.

Maite explicó que su decisión de rechazar la propuesta de matrimonio se debió a la edad, pues tenía 23 años. “No me casé y no me arrepiento ni un segundo. Era muy joven”, agregó.

Además, aseguró que fue en ese momento cuando comprendió que para sentirse realizada, completa y feliz no era necesario firmar un papel ni las tradiciones.

“Me di cuenta en ese momento que para estar con alguien realmente no tenía que seguir el protocolo de que me tengo que casar. Realmente me di cuenta que lo más importante era encontrar a esa persona con quien tuvieras lo esencial de la relación y el amor”, explicó.

Aunque la intérprete de 36 años no reveló el nombre de la persona a la que rechazó ni dio más detalles de ese episodio de su vida, es sabido que en 2006 mantenía una relación con el músico Guido Laris, quien acompañaba al grupo RBD en todas sus giras, incluso en aquel entonces trascendió que la artista había recibido el anillo de compromiso, sin embargo, tiempo después ella misma confirmó el fin de su noviazgo.

"Sí, es cierto que terminamos una relación de mucho tiempo. Una relación de muchas etapas, de muchos procesos (…) Es muy lindo cuando te puedes dar cuenta cuándo es el momento de dejar las cosas para que puedan seguir, cada quien en sus proyectos y su vida", declaró en aquel entonces al programa de espectáculos La Oreja.

Según detalló Maite Perroni, fue precisamente esa experiencia la que le permitió conocer al amor de su vida, el productor y músico chileno Koko Stambuk, con quien mantiene una relación desde 2013.

La historia de amor entre el productor y la cantante inició en el estudio de grabación, cuando Maite Perroni trabajaba en su álbum Eclipse de Luna.

Maite no suele hablar mucho de su relación con Koko, algunas veces comparte algunas fotografías junto a él en sus redes sociales y en su más reciente película, Doblemente embarazada, la pareja volverá a trabajar unida.