Triste debut



 

Que lamentable que la tan anhelada, soñada y recién creada Guardia Nacional del presidente, Andrés Manuel López Obrador, haga su debut en la nota roja de  diarios nacionales, al ser detenidos tres de sus agentes, dos hombres y una mujer, militares por cierto, acusados de conformar una banda de presuntos secuestradores. 

 

La detención de los tres militares adscritos a la Guardia Nacional se llevó a cabo en el Estado de México, como resultado de un operativo conjunto de elementos de la Fiscalía Especializada de Secuestro del Valle de México y del estado de Guerrero, los que liberaron el lunes en el municipio de Huehuetoca, Edomex, al joven de 14 años de edad, Ernesto Pérez Arellano, quien fue privado de su libertad desde el pasado 18 de junio en la comunidad de la Molonga, municipio de Petatlán, Guerrero. 

 

Los presuntos plagiarios que fueron identificados por las autoridades son Diana Paola M, de 23 años de edad, soldado de la policía militar en activo , perteneciente al 20/o Batallón de la Guardia Nacional, ubicado en San Miguel de los Jagueyes.

 

Jorge Luis B, de 25 años, identificado como Cabo motociclista, en activo; perteneciente al 19/o Batallón de la Guardia Nacional, San Miguel de los Jagueyes, Estado de México. 

 

Everardo S, de 28 años, identificado como Cabo activo del 20/o Batallón de la Guardia Nacional y Atilano M. de 26 años, los que fueron puestos a disposición del Ministerio Público para determinar su situación jurídica. 

 

Cuánta razón tiene el presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, Luis Raúl González Pérez, el que expuso a los miembros del Consejo Nacional de Seguridad que la Guardia Nacional transparente sus protocolos de actuación, toda vez que no se puede permitir que su operación tenga vicios, sesgos y fallas de origen, como  ya quedó evidenciado con la banda de secuestradores en sus filas y en activo. 

 

En la reunión del Consejo en Palacio Nacional González Pérez afirmó que la Guardia Nacional está llamada a ser parte de la solución a lo que el país requiere en materia de seguridad, pero no es la solución misma. 

 

Vamos a ver la suerte que les espera a los tres miembros de la magnificada Guardia Nacional de López Obrador, los que por debajo del agua no son más que vulgares delincuentes de alto riesgo, como secuestradores. Queremos ver que hace el señor de la Cuarta Transformación, porque con su acción transforman la imagen de la Guardia Nacional y la convierten en otra corporación policial más del país.  

 

En lo personal creo que todos los delincuentes merecen un castigo y los secuestradores no son la excepción y con los hechos comprobados se hacen acreedores a un castigo que sirva de ejemplo, para que otros jóvenes no sigan el mismo camino, pero Mr. López Obrador, como moral y señor del perdón, no sabemos qué va a hacer. Lo más seguro es que los perdone como a los narcos y demás. 

 

En México tenemos grandes ejemplos del porque nadie ha podido o querido acabar con la corrupción en serio, solo lo dicen en los micrófonos y plazas públicas, pero en la práctica dejan el agua correr.

 

Uno de esos ejemplos es el general de división,  Jesús Gutiérrez Rebollo, al que del cielo le cayó el nombramiento de titular del nuevo Instituto Nacional para el Combate a las Drogas (INCD), con el que muchos creímos que el gran jefe miliar se la rifaría en serio en el combate a las drogas. Pero salió vana la nuez, porque no pasó mucho tiempo y fue detenido por sus ligas con los narcos. Al señor le dictaron una sentencia de 40 años, pero ni el uniforme de militar le quitaron y nosotros que pensamos que lo iban degradas y a fusilar por traición a la Patria, que pendejos, creímos que iba en seria el combate a las drogas. 

 

Por cierto el dia de ayer el titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo Montaño, tomó protesta al comandante de la Guardia Nacional, general Luis Rodríguez Bucio y también a los demás integrantes de la Coordinación Operativa Interinstitucional. Lo que nos preguntamos es cuantos secuestradores más habrá en las filas de la Guardia Nacional, al cabo no hay tos, los tres de que hablamos pasaron todas las pruebas habidas y por haber. 

 

Ayer martes por la tarde se confirmó que el candidato a la dirigencia nacional del PRI, Alejandro “Alito” Moreno Cárdenas y su compañera de fórmula Carolina Viggiano, estarán este jueves 18  en Tamaulipas en gira de proselitismo a su candidatura,estarán en Tampico y Ciudad Victoria. 

 

La fórmula pernocta en el pueto jaibo y Alito empieza su agenda a las 7:00 de la mañana estando previsto que va a “trotear”por el área de la Laguna del Carpintero; a las 8:00 de la mañana el desayuno; a las 9:00 a.m. rueda de prensa y a las 10:00 a.m. reunión con priístas de Tampico, Madero, Altamira, Aldama y González, por lo que podríamos creer que ésta va a ser la reunión principal. 

 

En la invitación  está previsto que “Alito” y Carolina estarán en Ciudad Victoria el mismo día a las 13:00 horas del mediodía, el evento será en la explanada del PRI-Estatal, en lo que será un “Encuentro con la militancia”. Vamos a ver que trae “Alito” en el morral. 

 

En la segunda mitad de éste mes se va a llevar a cabo una comida entre empresarios de gran nivel y mandatario nacional. La reunión será en petit comité, con pocos empresarios convocados pero del más alto calibre, entre los que están Carlos Slim Helú, Alberto Bailleres, Germán Larrea, Valentín Diez Morodo y Emilio Azcárraga. A ver que sale. 

 

Lo dije el lunes y el martes lo confirmé que el coordinador del grupo parlamentario de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Delgado, le está haciendo el feo a la dirigencia Nacional de su partido, así lo creo porque al ser entrevistado después la reunión que tuvo, junto con Ricardo Monreal, con el Presidente López Obrador, aclaró que no ha decidido si participará en la contienda interna para dirigir a Morena. Con eso, o más.

 

Reportan que teniendo como escenario el Aula Magna “Herman Harris Fleishman”  del Centro Universitario Sur (CUS), se presentó con éxito el Festival Huasteco 2019 organizado por la Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT) en coordinación con los Ayuntamientos de Tampico, Madero y Altamira. 

 

El magnífico evento reunió a grupos artísticos de la región y además de la música y el baile tradicional de las huastecas, ofreció una exposición gastronómica y artesanal en el lobby de Aula Magna. 

 

La apertura dedicada a la Huasteca Hidalguense, estuvo a cargo del Ballet Folklórico “Yacatecutli” de la UAT, dirigido por el maestro Gil Alberto Martínez Carreón, y la música, acompañados por el Ensamble de Alientos del Sur de Tamaulipas , dirigido por la maestra Griselda Villagrán Vite y el trío Los Girasoles. 

 

El recorrido musical y dancístico siguió con la Huasteca Queretana, a cargo del Grupo de Danza folcklórica  “Nexcoyotl” de Tampico, bajo la dirección del profesor Francisco Daniel Padilla Rodríguez, acompañados del Trío Andante Huasteco. En el evento también participaron la Huasteca Potosina, la Huasteca Tamaulipeca y la Huasteca Veracruzana. Fue un gran éxito su participación. 

 

E-mail    rubenduenas15@hotmail.com

              rubend@prodigy.net.mx