PREP listo y creíble.



 

Las Consejeras y Consejeros Electorales del IETAM estuvieron este fin de semana en la realización del segundo simulacro del Programa de Resultados Electorales Preliminares que servirá a los tamaulipecos para tener una idea clara de quienes ganarán las votaciones del dos de junio, porque la empresa que ganó el contrato para esta actividad, PROISI, contará con datos de salida de las casillas.

Desde luego, hay que decirlo siempre, no es el resultado oficial, porque este debe de darlo las autoridades electorales tres días después de las votaciones, cuándo se hayan contado y recontados las actas de escrutinio en los Consejos Distritales Electorales, receptores de las urnas que son enviadas desde las casillas electorales.

La presidenta del Consejo Electoral de Tamaulipas, Mtra María de los Ángeles Quintero Rentería, hizo ver que la validación del sistema, está previsto dentro de las actividades previas a las votaciones, ya que, quienes conforman el Consejo General Electoral, incluidos los representantes de los partidos políticos, deben de saber cómo funciona y que, los datos que de allí se obtengan serán confiables.

La validación de este fin de semana consistió en probar la generación de las huellas criptográficas y el ente auditor, para determinar que serán las mismas que se usen el dos de junio, que es el día de la elección, además, la incorporación de los difusores externos quienes manejarán los resultados del PREP en sus plataformas de comunicación, para que la gente pueda estar enterada de la forma en que los votantes de Tamaulipas acudieron a las urnas.

Todo quedó afinado y hay la certeza de que operará al cien por cien el llamado Día, D, que es el de las votaciones, en el entendido de que, los resultados preliminares, son considerados por los ciudadanos como información de gran varios, ya que, propician tendencias que, en la mayor parte de los casos, sirven para determinar rutas de triunfo o de derrotas entre los candidatos de todos los partidos que andan en campaña en este momento y que esperan con todo aquello que logren hacer hasta el 29 de mayo, jalar la atención de los electores para que vayan a las urnas y los conviertan en diputados.

Respecto al mismo proceso, no hay que perder de vista que, la colecta de los votos a favor de los candidatos a diputados de los 22 Distritos en que está dividida la entidad, existen mil 995 secciones electorales a las que, corresponde una casilla básica, sin embargo, por la cantidad de electores que hay en cada sección, se tienen que instalar dos mil 316 mesas de votación contigua, 323 extraordinarias y 30 especiales, para que haya cuatro mil 664 en la entidad.

El mecanismo para el funcionamiento de las casillas electorales, es, en este momento el reto principal de las autoridades electorales, ya que, para lograrlo intervienen muchas manos, pero, cada quien tiene muy definida su responsabilidad y, lo principal será lograr que las cuatro mil 664 casillas electorales comiencen a trabajar a la hora que lo prevé la Ley y que, los incidentes sean cero.

El padrón ya está terminado y de acuerdo a la información del titular del Registro Electoral, Jesús Arredondo Cortés, lo conforman un millón 358 mil 900 mujeres y un millón 306 mil 201 hombres. Entre ellos, los que tiene credencial para votar con fotografía y que, en acto de responsabilidad cívica pueden acudir a las urnas a votar, son dos millones 665 mil un, electores.

Obvio, por ser más mujeres y que, en forma tradicional se considera que acuden más a votar el día de las elecciones, se habla con propiedad de que, podrían ser ellas las que definan los triunfos de los candidatos a las 22 diputaciones locales de mayoría en Tamaulipas y las 14 plurinominales con las que se conformará la nueva Legislatura de Tamaulipas.

 

Otras cosas.

De acuerdo con datos del INEGI, Tamaulipas no está entre las entidades del país que aportan la mayor cantidad de accidentes de tránsito en zonas urbanas.

Aquellas que tienen cantidades más altas son Chihuahua con nueve mil 44, Nuevo León siete mil 325, Guanajuato seis mil 731, Sinaloa cinco mil 551 y Jalisco más de cuatro mil 500.

Tamaulipas está entre las que aportan poquito más del 30 por ciento de accidentes, según datos del 2017 que fueron analizados y concretados por el INEGI y que dieron lugar a la existencia de 91 mil 157 víctimas heridas, cuyas secuelas pesan mucho al considerarse la condición de salud que les dejaron los accidentes.

Las otras entidades que tuvieron más de cuatro mil accidentes en las zonas urbanas, son Veracruz con cuatro mil 436, Coahuila cuatro mil 245 y Sonora con cuatro mil 109.

Los estados con menos accidentes aportaron el 18 por ciento de los casos y son los del sureste mexicano, Zacatecas, San Luis Potosí y Colima, por mencionar algunos.

Ya que andamos en datos, resulta que las conferencias de prensa que realiza el presidente de la República, Don Andrés López Obrador por las mañanas, son únicas y la cantidad que lleva hasta ahora rebasa por mucho las que dan otros presidentes de naciones casi en todo su mandato.

Un recuento hecho por la empresa de análisis de opinión que dirige Roy Campos, señala que el 62 por ciento de las personas consultadas aprueba que haya ese tipo de actividades, mientras que, un 33 por ciento lo desaprueba y un 4.5 por ciento no contestó.

Según el analista ese 33 por ciento de personas en contra, son el mismo porcentaje que sale en todos los temas que tienen que ver con López Obrador, es decir, son los adversarios naturales que todo recriminan.

Las conferencias mañaneras del presidente, los encuestados dicen en un 22 por ciento que no las han visto y un 78 por ciento dice que sí, aunque no en las mañanas, sino diferidas en otro momento del día.

También los encuestados creen que es una buena manera del Presidente de la República para comunicarse con los medios y la población, por eso, un 66 por ciento afirma que son positivas y el 29 por ciento ve más esa forma de dar a conocer aquello que hace. 

Para efectos de que se mantengan o se quiten las conferencias, la opinión es, en un 64 por ciento que se queden y un 32 por ciento que se dejen de hacer.