La hora de la suma



 El Presidente Electo de la República, Andrés Manuel López Obrador y el Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, sostuvieron una reunión de trabajo en Palacio de Gobierno y un encuentro con legisladores locales, federales y funcionarios del Gabinete Estatal, en las que el próximo mandatario de la nación expresó todo su respaldo a la entidad y compromiso de trabajar en coordinación con la autoridad estatal en beneficio de las familias tamaulipecas.

“Vamos al cambio por el camino de la concordia, de la reconciliación y la unidad, tenemos que hacerlo en todo tiempo y más en las circunstancias actuales. Necesitamos unirnos, sumar esfuerzos, voluntades, recursos para enfrentar los grandes problemas nacionales, por eso fue muy buena la conversación con el Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca”, señaló López Obrador.

Agradeció al mandatario tamaulipeco la disposición y cooperación del Gobierno del Estado de Tamaulipas para colaborar con la próxima administración federal.

“Por su respeto desde que triunfamos, él expresó (el Gobernador) su solidaridad con el nuevo Gobierno. Esto ha ayudado mucho a que se dé este ambiente de cooperación en este periodo de transición”, recalcó.

Por su parte, el Gobernador García Cabeza de Vaca se dijo satisfecho y “contento del respaldo y apoyo que viene para nuestro estado, el cual hará la diferencia para sacar adelante a Tamaulipas”.

Durante el encuentro con legisladores y Gabinete Estatal, el Presidente Electo López Obrador, dijo que en materia de programas de atención social serán invertidos más de 16 mil millones de pesos para el próximo año, mismos que, dijo, ya están contemplados en el anteproyecto del próximo Presupuesto de Egresos de la Federación.

Además presentó proyectos y programas a realizarse a partir del 1° de enero en Tamaulipas, entre los que destaca la conformación de una “Zona Franca” en la frontera norte del país, de la que los municipios fronterizos se beneficiarían con la disminución del IVA a 8 por ciento, el ISR a 20 por ciento, la homologación del precio de combustibles y energía eléctrica con Estados Unidos y el incremento del salario mínimo al doble.

Detalló López Obrador algunos de los programas en los que habrá de trabajar con el Gobierno de Tamaulipas, entre los que destacan los relacionados con el proyecto de ordenamiento urbano que se iniciaría en tres ciudades fronterizas de Tamaulipas, Reynosa, Nuevo Laredo y Matamoros y destacó las coincidencias con el Gobernador para trabajar en el impulso y aplicación de políticas públicas para lograr la reconstrucción del tejido social.

La visita del Presidente electo satisfizo todas las expectativas: desde las populares, que esperaban ver el retorno de aquél candidato accesible con quien era factible tomarse ‘selfies’, hasta las oficiales, pues López Obrador no solo ofreció en ciudad Victoria ejercer un gobierno sin confrontaciones, sino que se sentó a dialogar con el Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, su Gabinete y hasta con los flamantes legisladores de las 2 Cámaras del Congreso de la Unión.

En una primera fase -la segunda, su estancia y su discurso en Tampico, las ofreceremos mañana, pues el tiempo nos corretea-, López Obrador llegó al Palacio de Gobierno acompañado por el Senador Américo Villarreal Guerra y el inminente Delegado presidencial en tierras tamaulipecas, José Ramón Gómez Leal.

El Presidente electo fue recibido en las adyacencias del Palacio de Gobierno por el Jefe del Ejecutivo estatal, Francisco García Cabeza de Vaca y posteriormente realizaron un recorrido por uno de los accesos al edificio Gubernamental, donde decenas de victorenses, generalmente de ascendente popular lo recibieron con carpetas de propuesta en mano.

López Obrador recorrió el frente del Palacio guiado por el Gobernador Cabeza de Vaca y flanqueado por el Senador Américo Villarreal Guerra y Gómez Leal.

La gente disfrutó la cercanía del Presidente electo; tanto así, que López Obrador hizo sentir a la comunidad victorense lo que ningún otro Presidente de la república había hecho sentir a los pobres mortales: que el Presidente es un hombre común, como usted y como yo; que también respira y que su carne es igual a la nuestra.

Posteriormente, el Gobernador Cabeza De Vaca condujo al visitante distinguido hacia un salón anexo del palacio, donde el presidente de la república electo sostuvo una reunión de trabajo con el Gabinete cabecista, así como con legisladores federales electos durante los comicios del 1º de julio.

El Gobernador Cabeza de Vaca hizo las propuestas pertinentes a LÓPEZ OBRADOR y posteriormente disfrutaron un ambigú, antes de desplazarse vía terrestre al siempre bello y alegre Puerto de Tampico, cuya carretera permaneció saturada de vigilancia militar y federal, pese a lo cual en el trayecto el distinguido visitante observó la volcadura de dos tráilers en la carretera Zaragoza-Tampico.

Por cierto, López Obrador fue acompañado en el trayecto aéreo de México a Tamaulipas, por el Senador Américo Villarreal Anaya; el Delegado presidencial José Ramón Gómez Leal y Héctor “El Calabazo” Villegas.