Hace 130 años….



 

Según los historiadores, cuando corría el mes de mayo justo en el año de 1889, siendo en ese tiempo el gobernador de Tamaulipas  Alejandro Prieto Quintero, quien preocupado porque existiera un lugar de atención médica, tuvo a bien donar los terrenos de su Quinta “Prieto” para iniciar la construcción del Hospital Civil.

Ubicado este bien inmueble en la manzana que actualmente conocemos como 21 y 22 Méndez y Doblado, se cuenta que no fue una tarea fácil levantar este proyecto de vida, para salvaguardar la salud de los victorenses.

Es por eso, que se recurrió a buscar patrocinadores, quienes hicieron importantes donaciones económicas, entre ellos fueron reconocidos pudientes de aquellas épocas como el señor Pablo Lavín Canales, Juan de Dios Garza Benítez,  Manuel González Hijo, el Obispo  Eduardo Sánchez Camacho, entre otras aportaciones menores.

Y bueno fue el 16 de septiembre de 1894, cuando el gobernador  Alejandro. Prieto tiene a bien inaugurar oficialmente esta institución médica, designando al Dr. Lino Villarreal Martínez, como primer Director, asumiendo su responsabilidad hasta 1897.

Externando el mandatario estatal en aquel tiempo su preocupación  con estas palabras. “Se inicia una lucha frontal, cruel, sin cuartel, contra el dolor, la enfermedad y la muerte”, “Hoy que la paz impera en todos los ámbitos de la República, procuremos la cultura de nuestra sociedad  y realicemos las obras materiales como éstas que faltan a nuestro bienestar social”.

Deba usted saber de acuerdo a la historia, que en esta tarea de la construcción se unieron esfuerzos y solidaridad para terminar esta unidad hospitalaria, se cuenta que el coronel Manuel González  Hijo colaboró en forma intensa.

Pues el donó y transporto la piedra de su “Pedrera” que tenía en Tamatán, transportándola en su ferrocarril urbano de tracción animal, haciéndola llegar hasta el terreno del 21 y 22 Méndez, cobrando tan solo $0.25 centavos por cada plataforma puesta en la obra.

Ya finalizando 1944, los socios del  Club de Leones de Victoria, aportaron buena suma económica  para la remodelación  y ampliación del nosocomio  local, apoyando la construcción  del pabellón de maternidad, donando material de curación, cubrecamas, sábanas, fundas, medicinas, etc.

Sin duda alguna, que esta unidad médica, representa para la historia de nuestra Capital, el monumento asistencial más importante, árbol frondoso con profundas raíces y fuerte ramaje, que ha permitido preservar la salud de toda la región central tamaulipeca, que gracias a los apoyos institucionales, ha crecido y robustecido física y científicamente, trascendiendo el reto de la modernidad.

Todos estos esfuerzos por atender la salud de loa ciudadanía, no ha pasado desapercibido para la Secretaría de Salud del estado , por lo que reconoció  el trabajo humanitario que  ha realizado el personal del Hospital Civil de Ciudad Victoria Doctor José Macías Hernández, a favor de muchas generaciones de tamaulipecos.

En el contexto de la conmemoración del 130 aniversario de su fundación, que lo convierte en uno de los cinco hospitales de mayor antigüedad en México, y  es que desde su fundación en 1894, la unidad hospitalaria se ha caracterizado por su trabajo contra el dolor, la enfermedad y la muerte, atendiendo principalmente a las clases más desprotegidas.

Y dentro del marco de festejos dieron reconocimientos a todo el personal que continúan trabajando, llevando en alto los ideales, visión y valores con los que fue creado, exhortando a los directivos cuerpo médico, de enfermería y personal administrativo que sigan entregando su esfuerzo y dedicación por la salud de los tamaulipecos.

Actualmente, atiende a una población estimada en 322 mil personas, ofrece cerca de 20 tipos de servicios y consulta, 40 de procedimientos y estudios, laboratorio, radiología y otros.

Cuenta con clínicas de obesidad, displasias, úlceras crónicas y diabetes, además de un reconocido plan de capacitación en internado de pregrado-residentes, vacunas, ulceras crónicas, entre otros.

gildateran@yahoo.com.mx