Dos visiones



 

   La polarización que hoy se vive en México no había estado tan acentuada desde hace muchos años, y algo deberá de hacerse para que el país marche verdaderamente hacia un futuro mejor.

   Porque el Presidente Andrés Manuel López Obrador festejó en el zócalo su primer año de gobierno con fanfarrias porque dice haber cumplido lo que prometió, mientras en diferentes partes del país hubo manifestaciones pidiéndole que rectifique su política económica y la estrategia de seguridad entre otras cosas.

   En Tamaulipas marcharon médicos, enfermeras, productores, campesinos, jóvenes, amas de casa, trabajadores exigiendo un cambio en la forma de gobernar, y entre otras se presentaron pancartas en la que se leía “las mamas que trabajan necesitan apoyo, devuelve guarderías”,  “la salud no se alquila ni se vende, se defiende”, “la ineficacia también es corrupción”, “a un año con menos recursos para el campo”, ”pérdida de empleo para trabajadores”, “niños con cáncer sin medicamento por AMLO”, etc., etc.

   Lo mismo ocurrió en otras entidades de la república y en la propia capital del país, lo que deja claro que hay dos visiones muy distintas de los mexicanos sobre la forma en que se ha gobernado el país en los últimos doce meses.

   También en nuestro estado podrían dejarse de sembrar por falta de apoyo federal unas 400 mil hectáreas para el ciclo  Otoño-Invierno, porque en gran parte se trata de tierras rentadas y ante la incertidumbre de falta de apoyo quedarían sin sembrar, pues al desaparecer los subsidios a la comercialización, esto obligaría a los agricultores a comprar su agricultura por contrato, tendrían que comprar su cobertura.

   Aquí es prudente recordar que Tamaulipas es uno de los estados más organizados en este tipo de acciones, y al tener agricultura por contrato se le está dando una certidumbre al agricultor de a como se le va a vender su producto, hasta donde puede alcanzarlo y esperar a que los mercados se muevan.

   Al cumplir un año al frente del gobierno el Presidente López Obrador pidió un año más para poder consolidar los proyectos, pues dice que piensa que en 2 años ya no podrán revertirse los cambios, acusando desde luego a los conservadores.

   Quienes piensan diferente a él y que protestaron en el país dicen que ya no es posible  seguir culpando a los gobiernos pasados de todo, porque si se decía que antes no había dinero por la corrupción, ahora que afirman que ya no hay corrupción tampoco hay dinero en muchos de los rubros gubernamentales donde se tienen grandes carencias.

bladijoch@hotmail.com