Dicen y desdicen.
Por: Diana Luz Gutiérrez de Cárdenas | 2018-09-09 23:20:48



 

Las personas somos resistentes al cambio, por lo general la incertidumbre de aquello que surgirá con el mismo nos da temor… y es precisamente el temor al nuevo gobierno el origen de la angustia de muchos mexicanos, aunque al final no pase nada; como en algunos casos ya lo estamos viendo.

El presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador en su gira por el estado de Nuevo León declaró que la Secretaria de Economía del gobierno Federal tendrá su sede en Monterrey, Nuevo León.

Uno de sus objetivos será dar prioridad a las pequeñas y medianas empresas; así como la intención de apoyar a los jóvenes.

Sin embargo,  la manera de ayudar a los jóvenes que ni estudian ni trabajan ya cambió…si serán atendidos, y serán apoyados; pero no por el simple hecho de existir.

Ósea, que ya se desdijo; aproximadamente dos millones trescientos mil jóvenes van a recibir un salario de $3,600.00 mensuales, pero cuando sean contratados y se capaciten como aprendices de algún oficio.

López Obrador solicito el apoyo de los empresarios para que en su negocio puedan tener jóvenes  y que con el dinero público se les pague, pero como bien se aclaró; a cambio de realizar un trabajo.

En los próximos días se espera inicie el censo para saber exactamente cuántos jóvenes en el país requieren algún tipo de apoyo para estudiar o trabajar asegurando que todos merecen tener las mismas oportunidades y de ese modo alejarlos del camino de las conductas antisociales.

Una juventud con predisposición a la violencia requiere aúnmás esfuerzo para que esta disminuya, tomando en cuenta que existen distintos códigos o normas de violencia; a pesar que se delega en las instituciones el control de los procesos de crimen o intimidación. Aunque de acuerdo a los expertos en la conducta humana la violencia se transmite culturalmente de generación en generación, y esto puede ser de diversas maneras…

Pero AMLO no solo se desdijo en el apoyo económico que siempre no dará a los “ninis” si no que ahora busca un eventual aumento en la edad de retiro de los trabajadores formales del país; a través de la propuesta de entregar una pensión universal a los adultos mayores a partir de 68 años, y no de 65, como en los programas actuales.

Con esta estrategia –anunciada por el virtual secretario de Hacienda del próximo gobierno, Carlos Urzúa–, AMLO abre el debate para que la mayoría de Morena en el Congreso apruebe tres años más a la edad oficial en que los mexicanos deben jubilarse.

Esa medida no solo afecta a los adultos mayores que no tienen una pensión y reciben del gobierno un pequeño apoyo económico para subsistir, de ser aprobada esa Ley, todos aquellos que trabajamos de manera formal no podremos jubilarnos hasta que hayamos cumplido los 68 años.

Así que si usted tiene 64 años y esperaba jubilarse próximamente, lamento informarle que en cuanto se apruebe la nueva ley con la mayoría que tiene MORENA en el Congreso su espera será aun más larga… si, se le hará eterna.

También la pensión universal para adultos mayores de todo el país se daría a partir de los 68 años y no los 65, como lo había propuesto en su campaña el presidente electo Andrés Manuel LópezObrador; al parecer sólo a las comunidades marginadas se les daría su pensión  a partir de los 65 años.  

En resumen se espera que a partir del mes de diciembre aquellos que no reciben ningún tipo de pensión reciban cerca de $1.200.00 mensuales a través del programa de subsidios para el Adulto Mayor;  quien ya recibe pensión a través del programa –vigente– de 65 años y más, seguirá con el mismo apoyo de 580 pesos al mes que ya obtienen; y, hasta que cumplan 68, tendrán el nuevo monto de mil 200 pesos.

También existe una posibilidad real de que la edad oficial de retiro de los trabajadores mexicanos, que reciben jubilación del IMSS e ISSSTE, también se incremente de 65 a 68 años; aprovechando la mayoría que Morena posee en el Congreso.

Usted quería un cambio, verdad…¡ahí lo tiene!