Baja Credibilidad



 

Lo que faltaba. Las impugnaciones a las elecciones del pasado 2 de junio relativas a la renovación del Congreso de Tamaulipas.

Ahora resulta que ni los partidos políticos les dan credibilidad, pues se presentan 22 recursos de impugnación en 18 distritos de los 22 distritos.

Si la ciudadanía les hizo el desaire al votar solo el 32 por ciento de la lista nominal del padrón electoral.

Que a su vez representa solo el 25 por ciento de la población tamaulipeca.

Ahora los propios actores de la contienda, los partidos políticos, no avalan los resultados.

Al menos es la postura de los tres principales actores de la contienda, el PAN, MORENA y el PRI, pues están formulando sus recursos de inconformidad.

De acuerdo al reporte del Consejo General del Instituto Electoral de Tamaulipas, que preside María de los Angeles Quintero, el Partido Acción Nacional que dirige Francisco Elizondo Salazar se inconformó en los tres distritos de Matamoros, 10, 11 y 12.

Hay que precisar que de ellos, el PAN obtuvo la victoria en los distritos 10 y 12 y MORENA en el 11.

Mientras que el Partido Movimiento de Regeneración Nacional, de Enrique Torres Mendoza lo hizo en los distritos 9 de Valle Hermoso, los 10 y 12 de Matamoros y el 18 de Altamira.

Y en el caso del PRI todavía a cargo de Yahleel Abdala Carmona que no obtuvo ninguna victoria de acuerdo a los resultados del IETAM, formuló recursos de inconformidad en 15 distritos.

 Se trata de los distritos 1 y 3 de Nuevo Laredo;  4, 5 y 6 de Reynosa;  el 8 de Río Bravo; el 10 y 11 de Matamoros.

Asimismo, en el distrito 13 de San Fernando; los distritos 14 y 15 de Victoria;  el16 de Xicoténcatl,  el 19 de Miramar; el 20 de Madero y 21 de Tampico.

Con tantos recursos de inconformidad, el Tribunal Estatal Electoral tendrá material suficiente para dar algunas largas al proceso electoral.

Y si sus resoluciones son de rechazo, como es de esperarse en ésta instancia local, algunos de los partidos irán al Tribunal Regional con sede en Monterrey.

Habrá que esperar las revisiones y fallos que se den en ese segunda instancia y si las partes quedan satisfechas con las mismas.

Hay una tercera instancia que esa Sala Superior del  Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, pero difícilmente se recurre a él con elecciones de orden local.

Por lo pronto, el Tribunal Estatal Electoral, sus tiempos marcan que puede llegar hasta el 20 de agosto con sus resoluciones.

Mientras que la Sala Regional del Tribunal Federal con sede en Monterrey o la Sala Superior, podrían llevar sus fallos hasta el 30 de septiembre.

El asunto es que mientras no estén agotadas las resoluciones, estará pendiente la asignación de las 14 Diputaciones por el principio de representación proporcional o plurinominales.

Así es que no queda otra alternativa que esperar el curso que sigan las impugnaciones en los Tribunales Estatal y Federal Electorales.

Finalmente, la judicialización de la contienda electoral para la renovación del Congreso Local, algo esperado por los enconos registrados entre partidos y candidatos durante la contienda.

Un indicador de que los institutos políticos no jugaron limpio en la contienda. 

 Y que las reglas del juego electoral no garantizan la equidad ni frenan los abusos, excesos o atropellos.

Esas impugnaciones lo confirman y restan credibilidad a la rabona elección del 2 de junio, la de mayor abstención de la historia de Tamaulipas.