“AMLO=Cultura de la Muerte”



La Unión Nacional Sinarquista, a los pocos días de que se dio la elección para presidente de la República, emitió un comunicado en el que hizo precisiones en torno a otro que había emitido semanas antes del 1 de julio, donde establecía la postura de que los diferentes partidos coaligados en tres grupos no representaban el pensamiento de los mexicanos, dado que no había coherencia entre sus principios e ideología, y que dichas uniones eran una mescolanza entre quienes decían representar temas tan disímbolos como el derecho a la vida y el aborto y la libre empresa y el socialismo, entre otros temas fundamentales, lo que hacía que la ciudadanía se viera confundida y el Sinarquismo se declaraba contrario al sistema totalitario que promovía AMLO, e invitaba a buscar el mal menor.

Sin embargo, en el segundo posicionamiento frente a la victoria electoral de López Obrador, la Unión Nacional Sinarquista, reconoce el triunfo de Andrés Manuel, pero señala que no retira los cuestionamientos hechos, entre ellos su aprobación al asesinato mediante el aborto provocado, así como su pertinaz inclinación al pretender aprobar la eutanasia y apoyar la ideología de género que ataca la institución de la familia tradicional.

Y tal parece que, tal posicionamiento del Sinarquismo, fue un acicate para que Manuel López demostrara que va con todo en cuanto a que no sólo son palabras, sino que lo pretende llevar a los hechos, como lo manifestó ante el Colegio de Notarios de la Ciudad de México Olga Sánchez Cordero, brazo ejecutor de López y futura secretaria de Gobernación¬ “…Se promoverá en todo el territorio la ley de voluntad anticipada en todas las entidades federativas que aún no cuenten con ella. Se promoverán reformas en los códigos civiles para consagrar el derecho a una muerte digna…". Lo que en plata limpia no es otra cosa que despenalizar la eutanasia.

Desde su fundación la Unión Nacional Sinarquista ha tenido como base la defensa del bien común, y dentro de ese principio se encuentran encuadrados los Derechos Humanos, y el principal de ellos es a la vida, puesto que sin la existencia de este ningún otro derecho sirve para nada, porque no habría nada qué defender, el segundo de esos derechos es a la libertad y a una vida digna, contrario de lo que el Señor López pregona, por medio de su vocera Sánchez Cordero, quien es defensora de la cultura de la muerte desde que fungía o fingía defender los derechos humanos cuando cobraba como ministra de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Y decía que el Sinarquismo ha tenido como base la defensa del bien común, pues desde que el que consideramos el fundador, lo definió como “el bien que quiero para mi y mi familia lo quiero para todos y sus familias”, y que se plasmó en el Manifiesto Sinarquista en 1937, ”…el bien común habrá de ser su ocupación constante y su tarea de siempre será trabajar para alcanzarlo…”, todos los sinarquistas luchamos a brazo partido para hacer realidad el bien común y precisamente por ello reconocemos los sinarquistas el triunfo de Andrés Manuel, pero no retiramos los cuestionamientos hechos, entre ellos su aprobación al asesinato mediante el aborto provocado, así como su pertinaz inclinación al pretender aprobar la eutanasia y apoyar la ideología de género que ataca la institución de la familia tradicional.

En cuanto a que una vez que asuma su mandato y actúe a favor del bien común, estaremos para reconocerlo y apoyarlo porque esta es otra divisa desde su fundación “Apoyar lo positivo y combatir lo negativo venga de donde venga” y para seguir haciendo lo que nos toca y que sea lo correcto ¡Aquí Estamos!  

Alvarezfj.2@gmail.com